Globalización del espacio vital

prehistoria_informatica_-_computacionCuando nuestros antepasados nómadas veían que sus recursos se agotaban, migraban hacia otros lares buscando otras fuentes de alimentos, de protección; emprendían largos peregrinajes hasta encontrar nuevos recursos por explotar y  que les permitirían subsistir. Precisamente, esta es la cuestión que quiero tratar en el post, la escasez de trabajo o empleo.

Frecuentemente escuchamos decir que en nuestra región el empleo es escaso En Corrientes, tenemos un índice del 44% de empleo no registrado lo que demuestra que el empleo existente es de carácter precario, en sus distintas formas: las pasantías, contratos precarios, con la presencia de pocas industrias, muchas microempresas, comercios pequeños y un sector muy grande de empleo público.

Ante este panorama, no nos queda otra opción que “abrir” el camino y como “el camino se hace andando“, andemos pues.

Hay muchos refranes que nos hablan sobre la necesidad y escasez de recursos, por ejemplo: “a falta de pan buenas son las tortas“, “la necesidad tiene cara de hereje” entre otros. Aquí, no se trata de conformismo, sino de no seguir buscando en los mismos lugares, en las mismas condiciones; sabemos que en el mercado de trabajo cuando la oferta de trabajo supera la demanda de trabajo, hay un desequilibrio, de todo tipo; salarios bajos, contratos precarios, períodos de prueba sin goce de sueldo, requisitos exagerados para el perfil del puesto. Como esto ya es conocido, ¿qué podemos hacer?, ¿dónde buscar trabajo? …o crear trabajo.

He aquí, porque esta sociedad del conocimiento ofrece innumerables oportunidades. Hoy, el trabajo no se desarrolla necesariamente en una oficina común, por lo que decimos que el trabajo no es un lugar y si colocamos la lupa en las redes sociales y hacemos un breve análisis, cada uno sabrá porque le atraen las redes sociales: su presencia en ellas puede responder a simplemente: “estoy porque todos mis amigos están“, “porque me invitaron y me inscribí“, “porque quiero ver que se dice en la red“, “estoy pero no aporto“, “estoy e interactúo“. Seguramente a ustedes se les deben estar ocurriendo cientos de razones. Otras personas alegan que nunca van a participar “porque allí todo es chusmerío“, “no hay nada bueno y sólo te hace perder el tiempo” “otros lo usan como un diario íntimo“.

Y, la verdad, todas son legítimas. Cada uno creará una red social con los contactos que admita y tendrá la calidad que se proponga. En fin, cada uno ve según el cristal con el que mire.

Por experiencia, he conocido a través de la red a personas, que no sé si las habría conocido pese a vivir en la misma ciudad y, entonces, se cumple esto de “el que a buen árbol se arrima buena sombra lo acoge“, por nombrar a algunos (el orden no da prioridad) el Lic. Cristhian Abellán, la Contadora Gabriela Temporale, la Experta en Informática Graciela Báez, seguir en contacto con ex compañeros, con futuros profesionales.

Volviendo a nuestros antepasados nómades, si nos comportáramos como ellos, sabiamente, mudaremos nuestra brújula hacia otros nortes y miraremos con el cristal de las oportunidades, ¿qué valor podemos agregar a nuestra presencia en la red? ¿qué puedo dar y que réditos recibir? ¿solamente busco empleo o busco potenciales socios para un proyecto? Recordemos que nuestro espacio vital se reduce físicamente, en nuestro caso, a la región NEA y en otros se reduce aún más, a la ciudad en la que vivimos, por múltiples razones: familia, hijos, un empleo, arraigo y otros motivos.

Otro aspecto a tener en cuenta es que, hace muy poco, décadas atrás, terminábamos la Facultad y las relaciones que habíamos construido durante 4, 6 años se esfuman de un día para el otro, nuestros amigos del alma, se van a sus lugares de origen y esto sucede cuanto más si no pertenecemos a la ciudad donde estudiamos. Hoy, estas poderosas herramientas del mundo 2.0 tienden un puente infinito de posibilidades de no perder los contactos construidos y a la vez ampliar nuestro capital social, según  P. Bourdieu para lo cual hay que invertir, si sabemos aplicar nuestra inteligencia social según Daniel Goleman.

Internet, globaliza nuestro espacio vital, para aprender, para actualizar conocimientos y como dice Dolors Reig las ideas que se nos ocurran probablemente ya se le ocurrieron a otras personas por lo que la creatividad es un proceso derivativo, pero eso no constituye un problema, porque cada lugar tiene sus matices, agrega que las ideas surgen a raudales si les damos permiso a nuestro hemisferio derecho a que se exprese. Los chinos ya descubrieron la pólvora…démosle nuevos usos.

“La naturaleza nos ha dado las semillas del conocimiento, no el conocimiento mismo”. Lucio Anneo Séneca (2 AC-65) Filósofo latino.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s